PREMIO A LA SIMPLEZA COMO FORASTEROS Imprimir
Domingo, 04 de Agosto de 2019 00:24

Con un estilo eficiente y pragmático, Cultural Maipú dio el golpe en tierras limarinas, al batir por 2-1 al Club Social y Deportivo Ovalle, manteniendo así más viva que nunca su ilusión por rematar entre los seis primeros del Grupo 1 de la Tercera División “B”. Los locales, en tanto, se fueron diluyendo conforme pasaban los minutos, siendo presas de la ansiedad y de sus propias imprecisiones.

 

 

Por Juan Pablo Jarufe, desde Ovalle


 

 

La bonita postal del flamante estadio “Diaguita” de Ovalle, invitaba a vivir la fiesta del fútbol en horario vespertino de sábado. Los protagonistas: el Club Social y Deportivo Ovalle, que llegaba como puntero del Grupo 1 de la Tercera “B”; y Cultural Maipú, en la sexta casilla.

 

El encuentro comenzó a todo galope para los verdes, que tuvieron muy buenos primeros quince minutos, ayudados por el talento de José Jorquera, que metió dos pases gol para Ángel Portilla y Nicolás Orrego, quienes no estuvieron finos en la definición frente al meta Sergio Álvarez.

 

Parecía que era cosa de tiempo para que el cuadro dirigido por Leonardo Canales pudiese vulnerar al elenco maipucino, que en los pasajes iniciales no conseguía asentarse bien en el terreno de juego.

 

Pero de a poco los pupilos de Leonardo Pizarro comenzaron a encontrarse en la cancha, basando su fútbol en aperturas hacia sus extremos, Christian Villela y Felipe Muñoz, quienes comenzaron a activar los circuitos por sus respectivas zonas, combinándose de buena manera con el enlace Cristopher Morales, así como con los dos hombres en punta, Freddy Valenzuela y el artillero Manuel Muñoz.

 

Así fue como los capitalinos avisaron dos veces: la primera en los ’19, tras tiro libre de Cristián Torres, que golpeó el travesaño, con evidente complicidad del meta Juan Cea. La otra, tras cartón, mediante centro desde la banda izquierda a Manuel Muñoz, que no pudo superar el buen achique del guardameta ovallino.

 

Mas, tal como reza el dicho, la tercera fue la vencida, pues en los ’22, tras nuevo envío desde el costado izquierdo, el mismo goleador maipucino se elevó más alto que todos y clavó un cabezazo bajo y angulado, que hizo estéril la estirada de Cea.

 

El gol envalentonó aún más al cuadro amarillo, que le quitó el balón al CSDO, obligando a sus volantes a volver una y otra vez hacia atrás, para rearmar sus intentos colectivos.

 

Cuando no se veía por dónde los anfitriones podían emparejar las cosas, se produjo quizás si la única desatención defensiva del fondo visitante, cuando el capitán Cristián Pinto aprovechó un balonazo a las espaldas de la zaga, siendo derribado en plena área por Felipe Muñoz, cuando se aprestaba a gatillar.

 

La pena máxima fue convertida en gol por Luis Espínola, en el minuto ’41, con lo cual el conjunto verde se iba a vestuarios con renovados bríos de cara al complemento.

 

Una segunda mitad en la que se vio más activo a Pinto, quien intentó tomar las banderas para guiar a su equipo a la victoria. No obstante, todo no sería más que una vana ilusión, pues entre los ’61 y los ’64 se ganó dos tarjetas amarillas, la segunda por un manotazo más que evitable sobre un rival. Resultado: el local se quedó con diez piezas, teniendo que remar contra la corriente en lo sucesivo.

 

Para más remate, diez minutos después vendría la segunda estocada maipucina, tras remate de Torres, quien desde cuarenta metros pilló descolocado al portero Cea.

 

Con la ventaja a su haber, los forasteros se aplicaron más que nunca en labores destructivas, no escatimando recursos en dilatar las acciones y soportando con estoicismo el asedio ovallino, que pudo tener mejor destino, si Nicolás Orrego y el ingresado Yefri Araya hubiesen acertado sus remates, tras ingresar “mano a mano” ante el meta Álvarez; o si Rodrigo Cortés hubiera embocado alguno de los tres lanzamientos de distancia que ensayó.

 

A esas alturas, no pocos miraban también al sector de tribunas, donde observaban el duelo jugadores importantes en el esquema de Canales, ausentes por diversos motivos. El más emblemático de ellos, Elvis Araya, artillero máximo de la categoría, suspendido por acumulación de tarjetas.

 

Así se selló el triunfo de Cultural Maipú, que sumado a la victoria de Quintero Unido sobre Unión Casablanca, marcó la caída del CSDO a la segunda casilla de su zona, a la vez que la prolongación de la lucha por pasar a la siguiente fase clasificatoria al ascenso, donde escuadras como la ovallina, Municipal Lampa, CEFF Copiapó, Conchalí, Cultural Maipú y Macul, están separadas por solo seis unidades, con nueve por disputarse.

 

Será un cierre fotográfico, sin lugar a dudas.

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

8ª fecha 2ª rueda Torneo de Tercera División “B” Grupo 1

 

Sábado 27 de junio de 2019

 

Estadio “Diaguita”, de Ovalle

 

Público: 300 espectadores, aproximadamente.

 

Árbitro: Roberto Rojas

Asistente N° 1: Fernando Cerda

Asistente N° 2: Julián Tapia

 

CLUB SOCIAL Y DEPORTIVO OVALLE: 12. Juan Cea; 5. Mauricio Regodeceves (’88, 13. Sebastián Ardiles), 23. José Cárdenas, 16. Fernando Vargas (’79, 20. Róbinson Barrera), 19. Ángel Portilla; 14. Paolo Ponce, 7. Rodrigo Cortés, 32. José Jorquera, 10. Cristián Pinto (C); 11. Nicolás Orrego, 15. Luis Espínola (’71, 26. Yefri Araya) DT: Leonardo Canales.

 

CULTURAL MAIPÚ: 1. Sergio Álvarez; 17. Matías Díaz (C), 13. Franco Cabello, 3. Ignacio Díaz; 11. Christian Villela, 6. Matías Piña (’85, 14. Osvaldo Hontavilla), 8. Cristián Torres, 4. Felipe Muñoz (’74, 2. Esteban Astudillo), 16. Cristopher Morales; 9. Freddy Valenzuela (’63, 12. Carlos Toro), 10. Manuel Muñoz. DT: Leonardo Pizarro.

 

Goles: ’22, Manuel Muñoz (CM); ’41, Luis Espínola, de penal (CSDO); ’74, Cristián Torres (CM).

 

Tarjeta roja: ’64, Cristián Pinto, por doble amonestación (CSDO).